. Bio | Cursos de dramaturgia | Fernando Ferrer

 Fernando 

 Ferrer 

Eso mismo es lo que pretendo transmitir con la docencia: la dramaturgia como herramienta de libertad para llevar adelante la propia historia.


La imagen interna que necesita evolucionar en obra, te puede cambiar la vida de modo literal y absoluto. Desarrollarla te hace alguien felíz, lo puedo asegurar por lo que veo en mis amigos colegas, en los alumnos y en mí.


La imagen en términos artísticos trae algo de lo profundo de uno y por ende se configura en novedad para la vida de quien la saca a la luz (y de algún modo de quien la ve luego materializada en obra). Ese es el viaje.

Soy dramaturgo, director, docente y actor. Estudié en la Escuela Nacional de Arte Dramático. En Dramaturgia me formé con Javier Daulte y Ricardo Monti, dos referentes fundamentales en mi vida.

Me dedico a contar historias y ese viaje es mi preferido. La cosa empieza con una imagen interna y finaliza con la concreción de la misma en proyecto teatral o fílmico. Me apasiona esta profesión en todas sus formas, ya sea en el desarrollo de los proyectos propios, como acompañando a otras personas en sus búsquedas creativas. De ahí deviene esta otra forma de pasión que es la docencia.

Mis maestros me impulsaron a escribir y a entender este arte como herramienta de libertad a la hora de producir. Cuando era estudiante de actuación en el Conservatorio Nacional con mis compañeros actores buscábamos textos ya escritos para montarlos y poder actuar. Siento que pertenezco a una generación de transición entre aquel modo y uno nuevo (muy antiguo) en donde uno escribe sus textos para producir sus espectáculos.

Nunca pensé que algunas de mis imágenes se transformarían en obras, menos que alguien las quisiera actuar, mucho menos que la gente y la crítica fueran a verlas y las elogiaran. Incluso, que algunas fueran reconocidas en Argentina, Latinoamérica, Europa y Estados Unidos.

Es una locura. Pero todo nace de una imagen interna, genuina, potente y única, de esa novedad íntima y de la constancia para que se configure en obra.


Así que atención porque es cosa seria: Nunca se sabe a dónde te va a llevar la imagen y es bueno estar muy preparados para serle fiel y desarrollarla con todo el amor y dedicación posible. 


Así me enseñaron y así humildemente me gustaría acompañarte en tu viaje personal.

© 2019 Fernando Ferrer. Proudly created with Wix.com